EN CASO DE EMERGENCIA
900 202 202 112
CANAL 16 VHF

Actuar en emergencias

Incendio

Incendio

Después de ¡Hombre al agua!, sufrir un incendio en medio de la mar es una emergencia grave que puede conducir al abandono de la embarcación en corto plazo. Como las embarcaciones modernas se fabrican con abundantes plásticos, al arder generan humos tóxicos. Generalmente, el incendio es consecuencia de un mantenimiento defectuoso o de errores humanos. Las principales fuentes de incendio son:

  • El circuito eléctrico: cables recalentados por exceso de carga, enchufes oxidados, fusibles sobre dimensionados o inadecuados.
  • El motor: recalentamiento, fugas de combustible, trapos manchados con hidrocarburos en el compartimento del motor
  • La batería: fumar o encender un mechero mientras se verifica el nivel del electrolito: riesgo de explosión
  • La cocina: fugas de gas, calentar aceites (nunca freír a bordo).
  • El material inflamable: combustible, pinturas, disolventes, grasas,. almacenados cerca de fuentes de calor.
  • Los fumadores: cigarrillos mal apagados, colillas arrojadas por una escotilla, fumar en la litera, fumar en la cocina.

QUÉ HACER

  • Si ve que es incapaz de apagar el fuego, haga una llamada de socorro.
  • Parar el motor o arriar las velas.
  • Largar un ancla flotante para que el humo se aleje a sotavento.
  • Identificar el foco del incendio.
  • Cortar el gas y la energía eléctrica.
  • Alejar del fuego todo material inflamable.
  • Colocarse los chalecos salvavidas y subir todos a cubierta.
  • Mantener alejados del fuego la balsa salvavidas y la radiobaliza.
  • Localizar y recuperar todos los extintores.
  • Cerrar todas las escotillas, puertas y tomas de aire para no alimentar el fuego con más oxígeno.
  • No entrar en un compartimento lleno de humo y evitar respirarlo.
  • Romper puertas o mamparos si necesita llegar hasta el posible foco.
  • Luchar contra el fuego con extintores, mantas o baldes de agua (el agua solamente sobre fuegos secos papel, madera, tejidos).
  • Recuerde que la carga de los extintores dura poco y debe aprovecharla. Ataque la base del fuego, no las llamas. Para protegerse, lleve ropa ignífuga (lana), guantes, calzado fuerte y un pañuelo húmedo sobre el rostro.
  • Si el fuego escapa de control, abandone de inmediato la embarcación.